domingo, 28 de septiembre de 2014

NOSTALGIA

    
              “Nostalgia”. Mircea Cartarescu. Impedimenta. 2012. 384 páginas.
     
     Mircea Cartarescu (Bucarest, 1956) es el escritor rumano actual más conocido internacionalmente. Profesor y teórico de literatura, autor de varios libros de poesía y de unas cuantas novelas, su nombre –muy valorado por la crítica literaria más exigente– suena como candidato al Premio Nobel, un galardón que, salvo la escritora rumano-alemana Herta Müller en 2007, nunca ha recibido un autor de aquel país.

A pesar del reconocido prestigio internacional de Cartarescu, sólo recientemente han sido traducidos al español algunos de sus libros. Aunque ya en 2006 la modesta editorial Funambulista había publicado la colección de relatos “Por qué nos gustan tanto las mujeres”, es la exquisita editorial Impedimenta la que está publicando su obra en España. Empezó en 2010 con el relato breve “El ruletista”, integrado luego como prólogo de “Nostalgia”, su obra más conocida, también editada aquí por Impedimenta hace un par de años. La misma editorial ha publicado recientemente las novelas “Lulu” y “Las bellas extranjeras”, y tiene intención de seguir acercando a los lectores españoles otras obras del escritor.

“Nostalgia” fue publicado en Rumanía en 1993. Aunque su autor insiste en que se trata de una novela, el libro está constituido por cinco relatos que solamente mantienen muy ligeras conexiones en cuanto a personajes y argumento se refiere. Los relatos breves “El ruletista” y “El arquitecto” abren y cierran la obra y son considerados respectivamente como su prólogo y su epílogo. Los tres relatos centrales, progresivamente más extensos, se titulan “El Mendébil”, “Los gemelos” y “REM”.

“El ruletista” narra la historia de un hombre que sale de la pobreza jugando a la ruleta rusa en lugares subterráneos, sórdidos y clandestinos, de la capital rumana. Allí se reúnen políticos, empresarios y gentes diversas de la ciudad, dispuestos a apostar su dinero por la supervivencia o la muerte de alguien que añade en cada apuesta una bala más al tambor de su revólver, con el que, ante la tensión general, dispara a ciegas sobre su sien. “El arquitecto” cuenta una historia desmesurada y kafkiana sobre un famoso arquitecto de Bucarest que a partir de su repentina pasión por el claxon de su automóvil se convierte en un prodigioso músico universal.  

“El Mendébil”, “Los gemelos” y “REM” son relatos más largos, con unas estructuras narrativas bastante complejas. Los tres transcurren en un barrio popular de Bucarest y tienen como elemento común los recuerdos de infancia y juventud del propio escritor. En “El Mendébil” se recrean algunos juegos de los niños del barrio; mientras que en “REM” son las niñas las protagonistas. “Los gemelos” se inicia con la detallada transformación de un hombre en mujer. Una metamorfosis que es consecuencia del enamoramiento del joven de una chica caprichosa y voluble que juega despiadadamente con sus sentimientos. “REM” es el más complejo y difícil de los cinco relatos, con una atractiva y sugerente mezcla literaria entre lo real y lo onírico. Para Cartarescu, “el sueño no es una huida de la realidad, es una parte de esa realidad trenzada de forma inseparable con todo lo demás”.

La edición de Impedimenta cuenta con la que parece una magnífica traducción de la bilbaína Marian Ochoa de Eribe, y con una pequeña y acertada introducción del escritor boliviano Edmundo Paz Soldán. La lectura de “Nostalgia” supone para el nuevo lector todo un sorprendente descubrimiento. El de un escritor original y diferente, dotado de una enorme cultura literaria, que amalgama, con una prosa detallista y barroca, influencias de muy diversos escritores. Auténtica literatura de calidad.

Carlos Bravo Suárez

1 comentario:

Zazou MS dijo...

Cartarescu, desde hace tiempo en la lisa de los autores por leer... y que ahí sigue. ¡Poco tiempo para tantos libros!